Muchas veces habréis oído hablar de cambios en el algoritmo que usa Google para decidir el posicionamiento de las webs en sus resultados de búsqueda, sin embargo Google no usa un solo algoritmo para decidir la posición de dichas paginas web en sus resultados, sino que usa una gran cantidad de ellos, en teoría son cerca de 200 algoritmos distintos los encargados de hacer que solo aquellas paginas web cuyos algoritmos de Google consideran que son de calidad, se muestren cuando un usuario de este buscador realiza una búsqueda sobre el mismo. Sin embargo, los comentarios que hablan sobre cambios en los algoritmos de posicionamiento de Google si son ciertos, y es que Google va mejorando los algoritmos ya existentes, mientras que al mismo tiempo va añadiendo algunos que otros algoritmos nuevos, para mejorar aun mas los resultados de búsqueda, al mismo tiempo que los adapta a las nuevas necesidades de sus usuarios.

En los inicios de la era de internet, tener una página web o un blog era algo que no se podía permitir cualquiera, y es que, aunque las páginas web de entonces eran muy básicas, había muy poca gente capaz de crearlas y también había pocos Hostings con los que poder alojarlas, lo que es lógico, ya que, si nadie tiene páginas webs o blogs, pues tampoco hay muchas empresas de hostings. Lo que todo junto hacía que para poder poseer una página web tuvieras que gastarte unas cantidades de dinero que solo estaban en las manos de algunas pocas empresas, personas y organizaciones. Afortunadamente eso cambió radicalmente para bien, y gracias a los gestores de contenido como lo son WordPress o Joomla, hoy en día cualquiera puede montarse una página web o blog básicos en cuestión de minutos y sin necesidad de tener conocimientos informáticos avanzados.

Hoy en día es muy fácil y rápido montarse una página web o blog, ya sea usando algún gestor de contenido como Joomla o WordPress, o a través de alguna plataforma de blogs gratuitos, y como si hay algo que todos aquellos que tenemos una página web compartimos, es precisamente las ganas de conseguir un gran número de visitas a nuestro blog o página web. Pero eso es algo que depende de múltiples factores, entre otros la cantidad de contenido y la calidad del mismo, o la velocidad de carga de la página web, lo que está directamente relacionado con la calidad de nuestro hosting, ya que podemos optimizar una web todo lo que queramos (que desde luego es importante), que sin un hosting potente y rápido no conseguiremos levantar el vuelo.

Antiguamente no existencia los actuales buscadores web como Google, en los cuales puedes buscar cualquier tipo de información, y en el que Google busca entre todos los artículos y webs que tiene indexados para ofrecerte unos resultados que respondan a tus dudas, sino que era tú el que tenía que saber con anterioridad en que página web se encontraba dicha información, y escribir en el navegador web la dirección del dominio donde se encontraba, lo cual hacía que fuera muy complicado encontrar información sobre cualquier tipo de tema, ya que en vez de buscar al mismo tiempo respuestas en millones de webs es un segundo, que es lo que tarda el buscador de Google, solo buscabas la información en una o 2 páginas web que pudieras conocer, lo cual como podéis entender era algo muy ineficiente.

Hoy en día se ha vuelto muy habitual que mucha gente común decida abrirse un blog o una página web propia, sin necesidad de estar dirigida amontar un negocio, otros tantos lo hacen porque han montado negocios profesionales y quieren publicitarse, y otra parte menos numerosa, pero nada desdeñable, decide directamente que dichas páginas web sean su negocio principal directamente, montando por ejemplo una tienda online con algún CMS o gestor de contenido. Que, si bien uno de los más conocidos entre el público común es WordPress, ya que es el más utilizado del mundo para crear páginas webs y blog comunes, uno de los más utilizados para crear tiendas online profesionales es PrestaShop.

Mucha gente hoy en día tiene una página web o un blog en el cual escriben sobre temas que conocen y les gustan, otros lo que se montan es una tienda online y otros simplemente crean un foro para que sean otros los que escriban en su lugar, los cuales son bastante entretenidos la verdad. Algo que, aunque hoy en día sea algo tan normal y común, hace pocos años era impensable que esto pudiera ser así, ya que solo grandes empresas u organización tenían el poder de tener un canal de comunicación que pudiera emitir o ser visto desde cualquier parte del mundo, por eso internet es para mí una gran maravilla, porque nos permite comunicarnos a todos con todos, desde cualquier parte del mundo en tiempo real y sin coste alguno, y eso es algo que para mí no tiene precio.

Como todos sabréis ya probablemente, la mayoría de páginas web están cambiando el protocolo de acceso a su web de HTTP a HTTPS, que es la versión segura del protocolo anterior, el cual se encarga de cifrar la conexión entre el cliente y la página web, evitando que los hackers puedan robar la información que enviamos a dichas páginas web como usuarios y contraseñas, u otro tipo de información sensible, que pueda poner en peligro la seguridad de nuestras cuentas o que simplemente no tienen por qué saber.

Cuando decidimos crear una página web o blog por primera vez, no sabemos realmente la cantidad de cosas que tenemos que hacer para que esta llegue a funcionar correctamente, ni lo que cuesta crear contenido nuevo y de calidad, aunque una vez nos lanzamos a la piscina y los creamos, empezamos a darnos cuenta del trabajo que conlleva, y nos llenamos de una gran multitud de dudas acerca sobre su funcionamiento, sobre cómo podemos mejorarlas técnicamente, sobre qué tipo de contenido crear… todas ellas dudas muy lógicas y que compartimos todos aquellos que somos dueños de una página web o blog, o que nos dedicamos a gestionárselas a otras personas o empresas.

Como todos aquellos que hemos montado una página web o blog, lo creamos con la intención de recibir el mayor número de visitas, lo que a priori no es nada fácil ya que depende de un montón de factores, algunos más importantes que otros naturalmente, entre los muchos factores que debemos tener en cuenta a la hora de conseguir visitas, dar una imagen de seguridad al usuario y contentar a los buscadores web como Google o Bing (SEO), son muy importantes. Es por eso que Google, en el afán de hacer que de forma voluntaria y masificada la gente cambiara el protocolo de entrada de su web, de HTTP que es inseguro, a HTTPS que es el protocolo seguro, decidió recompensar a las páginas webs que lo implementaran mejorándoles un poco el posicionamiento de dichas webs en los resultados de búsqueda del su buscador.

Página 1 de 7